Ya lo dijo Descartes: primero mido, luego existo.

Ya lo dijo Descartes: primero mido, luego existo.

Muchas veces sucede que lo obvio se pierde de vista.

Eso es lo que pasa bastante a menudo con algo tan básico como el evaluar cuánta gente está visitando nuestro sitio web con las herramientas adecuadas.

Sistematizar el análisis de información relevante para tomar decisiones de diseño y contenido, es fundamental para sacarle el mayor provecho posible no solo a las inversiones que se realizan, sino también -quizás lo más importante- utilizar adecuadamente nuestro tiempo. 

Si hablamos de un sitio activo, que está orientado a generar acciones de parte del visitante, ya sea para comprar un producto, contratar un servicio o hacer una consulta, es imprescindible entender qué pasa del otro lado de la pantalla, aunque no estemos allí ni podamos hacer un focus group, o una encuesta personal.

Sería una picardía utilizar una potente herramienta como Google Analytics solo para saber cuanto tráfico estamos teniendo. Claro que peor sería ni siquiera tenerla  implementada, asique lo primero es lo primero: crear la cuenta de Google, indicar la url de la(s) página (s) a las que se desea monitorear, e insertar el(los) código(s) generados por la herramienta en el propio sitio.

Pero lo interesante llega después de invertir un buen rato en conocer en profundidad todas las variables analizadas y a partir de allí entender toda la información provista: tiempo de cada persona en cada página, ranking de páginas más visitadas, procedencia de los visitantes, la forma en que llegan a cada página (links en el propio sitio o a través de búsquedas que dirigen hacia allí directamente, etc.), destino de navegación desde cada sección, dispositivo utilizado para acceder, etc.

¿Y qué hacer con todo esto? Revisar con diseñadores y programadores la estrategia y la implementación del sitio; quizás sea necesario fraccionar el contenido, o por el contrario, agruparlo; probablemente haya demasiadas imágenes o muy pocas; quizás los títulos no sean atractivos o no expresen claramente qué tipo de contenido se encontrará en la página… quizás se esté logrando mucho tráfico pero de personas que no son el ‘target’ adecuado, o probablemente se encuentre que hay ‘algo’ que está dificultando el acceso y por eso hay poco tráfico. En base a los datos, se pueden tomar mejores decisiones.

Hay otras herramientas que se pueden utilizar para lo mismo: Chartbeat, WoorankCrazyEgg, StatcounterKISSmetrics, entre otras, en incluso es posible utilizar soluciones de código abierto -como Piwik– para saber qué está haciendo ese código que insertamos en nuestras propias páginas.

No hay forma de tener un sitio exitoso sin saber qué está sucediendo con lo que se pone en línea y con la estrategia de difusión y promoción. Obviamente, saber no es mágico y no por leer estadísticas se cambiarán los resultados, pero es el primer paso, y cuanto antes se comience, mejor.

(El equipo de gestión de SEO y AdWords de Allytech, puede asesorarte. Consultanos)

 

 

 

 

 


Recommended Posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *